Las cosas sencillas

Cansada de tantas complicaciones, de no saber descifrar pensamientos que parecen jeroglíficos de una pirámide egipcia, de medir las palabras para no hacer estallar al volcán, de no mostrar mis cartas por si tú decides terminar la partida… Al fin me declaro en huelga contra el caos y apuesto por las cosas sencillas. Como aquellaSigue leyendo “Las cosas sencillas”

Mientras agosto se va…

  Agosto comienza a recoger sus cosas, ya le queda poco tiempo y no quiere dejarse nada. Un bañador por aquí, unas gafas de sol por allá, un cepillo de dientes, un mojito en compañía, un beso a la orilla del mar. Mientras guarda unas ahogadillas y unos chapuzones nocturnos en su amplia y viejaSigue leyendo “Mientras agosto se va…”