Quédate en Madrid

“Porque, Madrid, en realidad no es nada especial. No tiene un gran río, ni apenas rascacielos. Ni canales, ni lagos. Ni gloriosas ruinas, ni mar. A Madrid le faltan muchas cosas. Pero tiene la gente por las calles. El rincón inesperado. La variedad. El contraste. La animación constante. Y sus costumbres. Vale la pena levantarseSigue leyendo “Quédate en Madrid”